Because the drugs never work

maig 12th, 2008 by Taeko
This entry is part 1 of 32 in the series Because the drugs never work

Si hoy por hoy me preguntaran qué recuerdo del ‘incidente’, seguramente alzaría los hombros y diría: Nada. Pero en realidad estaría mintiendo. No creo que el ‘inicidente’ se pueda borrar tan fácilmente. Y, aunque yo me había emperrado en llamarle incidente, El incidente, pero era consciente que era más que un simple incidente. Hacía ya unos diez años que todo había pasado y en mi mente el incidente seguía siendo claro, pero eso claro está nunca lo admitiría.
Todo pasó de noche. Papa, mama, Niki y yo viajábamos en el coche de vuelta de las vacaciones de navidad. Volvíamos de ir a esquiar, por la carretera llena de nieve y hielo, por la noche para no encontrar tanto trafico. Niki se quedó dormida casi al mismo instante de entrar en el coche porque no se encontraba bien, papa conducía mientras mama y yo mirábamos calladas la carretera. Al rato de ir por esa carretera tortuosa me empezó a entrar el sueño, pero de repente el coche hizo un gesto brusco y abrí los ojos rápidamente. Al hacerlo me percaté de dos faros que se acercaban rápidamente de cara y luego oí a mama chillar lo que hizo que Niki se despertara y también chillara. Luego, en pocos segundos todo se volvió oscuro… Pasaron varios minutos (o eso creí yo) hasta que oí alguna voz procedente del exterior del coche. Intenté gritar y no lo logré. Volví a intentarlo de nuevo y esta vez sí que conseguí emitir un sonido que al parecer fue oído por alguien. Poco rato después me sacaban de los escombros del coche. Cuando salí de esa oscuridad me di cuenta que ya era casi de día y, por tanto era muy probable que en algún momento entre el accidente y mi rescate hubiera perdido el conocimiento. Al sacarme de ahí los bomberos me llevaron directamente a la ambulancia para que me atendieran. Pedí por mi mama, pero me dijeron que no podía venir. Pedí por papa y él tampoco podía venir. Entonces, temiéndome lo peor, pedí ver a Niki y todos mis miedos se confirmaron. Esa noche fue la última en la que vi a mi familia…. Todos se habían quedado en el accidente: mama, papa y Niki mi hermana gemela… Yo por el contrario me había salvado, pero ahora estaba en un mundo donde no conocía a nadie y nadie me conocía a mí más que por la superviviente del terrible accidente del día 23 de diciembre.

Navegador capítols01-. Because the drugs never work

One Response

  1. Rafyy

    jooo k triste

Comenta!

Atenció: El moderador de comentaris està activat, per tant, pot ser que el vostre comentari es retrassi. No tornis a enviar el teu comentari.